Es momento de decir adiós al verano y prepararse para recibir la nueva estación del año. El otoño está aquí y se nota por las temperaturas más bajas, por los días de lluvia y por la chaqueta que ya ha salido del armario. Volvemos a hacer remodelaciones en el hogar y a prepararlo para el frío. Así como cambian los colores en los árboles también cambian en nuestra casa. Y, es justamente siguiendo los tonos otoñales, que te queremos recomendar algunas de nuestras alfombras rojas, amarillas y marrones para tu interiorismo. Si quieres tener más elementos de la naturaleza prueba con llenar la casa de plantas, algunos troncos de madera reciclados para usar como banquetas, preparar la leña para la chimenea, utilizar ramas para crear bellas piezas de macramé o para colgar las mejores fotografías de tus vacaciones.

laminas-de-fieltro-rojo

Hojas de fieltro rojas

Vestimos el salón de rojo y lo hacemos con las láminas de fieltro elaboradas con suma delicadeza en la India. La lana procede de Nueva Zelanda y los artesanos se dedican al proceso de transformación hasta alcanzar las preciosas alfombras de fieltro recortado. Es cierto que tenemos varios modelos disponibles, redondos y rectangulares y, que puedes optar por otros colores, pero quizás, un toque rojo a la estancia central de la casa te va a aportar la calidez y la armonía que tanto necesita uno/a para enfrentar la “depresión” postvacacional.

Piñas de lana marrón

El marrón es el color de la tierra y, tal vez, el que más nos hace sentir conectados con la naturaleza. Este tipo de alfombra es perfecta para ofrecerle a tus pies los masajes necesarios tras un ajetreado día de trabajo. Puedes ponerla en la habitación y combinarla con una madera clara o más bien blanca. El contraste de las alfombras con el resto de los muebles y objetos de decoración es sumamente importante para lograr un interiorismo con estilo y buen gusto. ¡Dale alas a tu imaginación!

nudos-de-lana-para-tus-pies

Trozos de pasto amarillo

Si lo tuyo es el vintage aquí te dejamos la colección que más te pega: las alfombras patchwork de Turquía. Sus trozos de tela amarillo se asemejan al pasto de los campos de trigo. Ideales para tu comedor por el tono suave y poco cargado que aporta al espacio. Además podrás disfrutar de una colección milenaria que llega desde la Anatolia y cuyo conocimiento artesanal pasa de generación en generación. Si has visitado Turquía sabes de lo que te hablamos y, seguramente, vas a querer tener uno de estos modelos en tu casa. Sin embargo también verás que en nuestra página web las encontrarás de color rojo, verde y marrón.

alfombra-zehra-la-mejor-eleccion-para-el-vintage

¿Y tú, qué modelo prefieres? No te olvides que tendrás un 33% de Descuento en tu alfombra preferida y que puedes pedir asesoramiento gratis.

← Anterior Siguiente →